viernes, 19 de febrero de 2016

La saga de Helheim: Ambientación amateur para Rol



Hoy, antes de retomar la partida, os traigo una pequeña reseña de una partida a la que jugamos desde no hace mucho y que nos está dejando con ganas de mucho (nos faltan días para jugar más) y me gustaría hacerle un pequeño homenaje en este pequeño blog ¡Va por ti Manu!

Todo empieza a complicarse cuando se enfrentan a una especie de Vikingo moderno al cual parece que un cargador de balas no es suficiente para derribarlo. La cosa se ponía interesante, y después de mandar a uno al hospital de un hachazo y de tener una amena "charla a golpes" con otros dos asistentes, el tío cae dejando al descubierto lo que parecía ser un ginfaxi, una marca tribal utilizada en las guerras de nos Nórdicos de Suecia y Dinamarca.



Se trata, como bien dice el título de la entrada, de "La saga de Helheim", una ambientación hecha por un jugador de rol bastante curtido que quería un cambio, así que el mismo se lo hizo. Y la verdad que la partida es entretenida y da un giro de aire fresco a los típicos juegos de Sistema narrativo (Como Vampire, Werewolf o Mage).

El juego nos sitúa en un mundo muy parecido al nuestro en una época actual, donde encarnamos a unos personajes variopintos que, aunque podrían destacar en la sociedad por ser ricos o inteligentes, no tienen ninguna habilidad especial que los haga únicos en el mundo, lo cual se hecha de menos en algunas situaciones dado que aquí las heridas no se absorben como en Sistema Narrativo, lo cual hace que te lo pienses dos veces antes de enfrentarte al chulo de turno.

Sin ningún vestigio de magia por ninguna parte, los ingenuos personajes son "contratados" por lo que parece una organización criminal o algún tipo de "mafia" para recuperar un objeto de valor que les ha sido robado. Todos en mayor o menor medida parecen aptos para un trabajo que en principio parece fácil, buscar al ladrón y recuperar dicho objeto por lo que se les pagará una jugosa cantidad de pasta como incentivo aunque cada uno tiene sus propios motivos para encontrar dicho objeto.


Ese no es más que el principio, ya que poco a poco los aventureros se dan cuenta de que deben lidiar con poderes más allá de su entendimiento, poderes que podrían destruirlos como y cuando quisieran ¿Feo verdad?

Jotunns, runas mágicas, artefactos sagrados, dioses cabreados y oráculos con sobredosis de estupefacientes es lo que se puede encontrar en La saga de Helheim, pero a diferencia de todo esto tu encarnaras a un simple mortal ¿O puede que no sea todo tan simple como parece?

Es cierto que lo bueno de esta partida no es solo su ambientación, que casa muy bien con el Sistema Narrativo adaptado que se utiliza durante la partida, sino que su creador y máster "Manu de Castamere" ha hecho los deberes y se ha informado sobre la cultura y la mitología de estas épocas para brindar un poco más de paralelismo con la realidad y sumergir a los jugadores en una experiencia única que no te dejará indiferente.

Si conoces Sistema Narrativo y te gusta un soplo de frescura en las partidas de Rol, te gusta la mitología nórdica y vives en Madrid ¿No te gustaría probarlo?